TARTA GUINNESS

      La mítica cerveza  Guinness (www.guinness.com) vió el comienzo de su producción industrial hacia finales de 1759, así que en 2012 celebró su 253 cumpleaños. 

       Debe su nombre a Arthur Guinness. Este hombre, fabricó en 1759 una cerveza única en todo el mundo. Tan bueno le pareció el resultado que se instaló en St. Jame’s Gate, junto al río Liffey, en Dublin. Arthur Guinness firmó, en 1759, un contrato de arrendamiento de una cervecería abandonada por 9.000 años a £45 por año, incluyendo el consumo de agua, muy importante para una industria cervecera. En el museo de la Fábrica Guinness de Dublín, se puede ver el contrato de alquiler.

       Diez años después en 1769 Guinness exportó su producto por primera vez, enviando seis barriles de cerveza a Inglaterra. Poco a poco, la fábrica se ha ido expandiendo con la popularidad de esta cerveza. En la actualidad, su cerveza sigue siendo única, y se exporta a casi todo el mundo y desde entonces se ha posicionado como la cerveza líder de Irlanda en el mundo.

Curiosidades:

– El arpa, actual símbolo de Irlanda, es una marca registrada de Guinness. Cuando el gobierno quiso utilizarla como símbolo nacional tuvo que hacerlo colocándola de forma invertida. No en vano la empresa fue fundada en 1759 e Irlanda consiguió su independencia en 1922.
– La cerveza Guinnesss se compone de: agua, cebada, malta, lúpulo y levadura. Una porción de la cebada se tuesta para darle su color oscuro y su sabor característico.
– La gruesa y cremosa espuma es resultado de una mezcla de nitrógeno añadida en el envasado.
-El conocidísimo Libro Guinness de Records http://www.guinnessworldrecords.com/      también tiene relación con la compañía cervecera. Tuvo sus inicios en una pequeña discusión cinegética en la que se vió envuelto el director de la cervecera sobre qué pájaro volaba más rápido, si el chorlito dorado o el urogallo. Después de mucho discutir no pudieron dar con la respuesta, lo que le dio la idea de publicar un libro sobre esa clase de cuestiones. Pues de ahi salió el World Records Guinness para recopilar “the longest, shortest, tallest, fastest facts”, qué o quién es el más grande, corto, alto y rápido en cierta cuestión.
Tirar una pinta de Guinness no es como tirar una caña normal. La cerveza se tira en dos partes: primero se sirve 3/4 de pinta, se deja reposar durante un minuto o minuto y medio (o el tiempo que se tardaba en rezar el Angelus, según otros), para que se forme la espuma cremosa, y después se sirve el resto. Esta pausa ha hecho que los anuncios comerciales de la Guinnesss mencionen como eslogan la virtud de “good things come to those who wait” (las cosas buenas llegan a aquellos que tienen paciencia).
–     Una  agencia ha creado una edición especial de vasos para Guinness, que, al ser llenados con cerveza negra, el contraste de la cerveza con el dibujo del vaso crea un código QR reconocido por las aplicaciones capaces de leer códigos QR en smartphones. El truco reside en el contraste que genera el color negro de la cerveza Guinness con el color blanco del dibujo del vaso, creando así la figura de un código QR perfectamente legible por las aplicaciones. Lo que hace el código QR al ser escaneado por tu smartphone es que actualiza tu perfil de Facebook, hace check-in en el FourSquare del bar y twittea a tus amigos indicándoles que estás bebiendo una Guinness

Fuentes: wikipedia y http://blogtecnologiainformatica.com/guinnes-lanza-un-vaso-que-genera-codigo-qr-al-llenarse-con-cerveza/

 

INGREDIENTES:

Para el bizcocho:

– 250 ml. de cerveza negra Guinness
– 250 gr. de mantequilla
– 75 gr. de cacao en polvo
– 400 gr. de azúcar
– 140 ml. de nata líquida para montar
– 2 huevos
– 1 cucharadita de vainilla líquida o 1 sobre de azúcar avainillado
– 250 gr. de harina para repostería
– 2 ½ cucharaditas de bicarbonato o 1 sobre doble de gasificante “El tigre”

Para el frosting (Cobertura):

– 300 gr. de queso Philadelphia
– 150 gr. de azúcar glas
– 360 ml. de nata líquida para montar

 

ELABORACIÓN:

      Ponemos la cerveza en una olla, a fuego suave, y la calentamos, sin que llegue a hervir. Cuando está caliente le incorporamos la mantequilla, que previamente hemos cortado a trozos. Removemos hasta que la mantequilla esté completamente fundida y, entonces, retiramos del fuego y reservamos.

Seguidamente introducimos en un bol el cacao, el azúcar, la harina y el bicarbonato o gasificante. Lo mezclamos bien ayudándonos con unas varillas. También incorporamos el azúcar avainillado.

En otro recipiente ponemos la nata líquida y los huevos y lo mezclamos hasta que nos quede una mezcla uniforme. A continuación le agregamos el contenido de la olla (cerveza y mantequilla) que teníamos reservado. Removemos hasta que ambas preparaciones estén bien integradas.

Ahora incorporamos, poco a poco, la mezcla de cacao y azúcar. Lo vamos  tamizando, para evitar grumos,  mientras vamos removiendo. Lo mezclamos hasta conseguir una masa uniforme.

La masa quedará bastante líquida, es normal.

Pasamos la masa a un molde desmontable que previamente hemos engrasado y lo introducimos en el horno, precalentado a 180º, calor arriba y abajo, con el turbo, durante aproximadamente 45-50 minutos o hasta que al pincharlo la aguja salga limpia.

Si usamos un molde desmontable y dado que la masa es muy líquida nos conviene sellar la base con papel de aluminio para evitar posibles fugas de masa, en el caso de que nuestro molde no cerrara herméticamente.

Una vez lista, sacamos del horno y dejamos enfriar en el molde. Posteriormente la pasamos al plato en el que vayamos a presentarla y reservamos.

Mientras el bizcocho se enfría procedemos a preparar el frosting (cobertura). Mezclamos con la batidora el queso y el azúcar hasta conseguir una crema suave y después le añadimos, con movimientos suaves, la nata que previamente hemos montado. Han de quedar todos los ingredientes perfectamente integrados.

Una vez listo el frosting procedemos a cubrir con el mismo todo el bizcocho, que ya estará frío. Conviene guardar la tarta en la nevera.

Bon profit!

Visto en: http://food-and-cook.blogs.elle.es/2009/02/18/tarta-de-chocolate-guinness-guinness-stout-chocolate-cake/

Tarta Guinness

Tarta Guinness

Tarta Guinness

Tarta Guinness

Esta entrada fue publicada en RECETAS DE COCINA y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a TARTA GUINNESS

  1. Nena dijo:

    Esta tarta la he probado y es buenísima. Pero aunque las cosas buenas llegan a los que tienen paciencia no se si tendré mucha para poder comerme otro trozo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

     

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>